Plan Operativo 2018-2020 de la Estrategia Nacional para la Inclusión Social de la Población Gitana

Este plan, que se basa en el conocimiento adquirido desde la aprobación de la Estrategia, establece orientaciones para los próximos 2 años y ofrece pautas y actuaciones concretas para guiar a los diferentes niveles de la Administración Pública.

El Plan define las actuaciones que corresponden a las entidades públicas y que pueden inspirar a las entidades sociales para lograr una mayor alineación entre las políticas de inclusión social y de acceso a los derechos de la población gitana. Para lograrlo, se ha buscado una implicación de todas las partes (comunidades autónomas, entidades locales y el Consejo Estatal del Pueblo Gitano) y se ha mejorado el sistema de recogida de información y seguimiento. 

Incluye medidas dentro de las cuatro áreas clave de la Estrategia (educación, empleo, vivienda y salud) y define, además, otras cinco áreas complementarias (inclusión social, igualdad y violencia de género, no discriminación y antigitanismo, cultura y ciudadanía y participación). Para cada una de las áreas, el Plan establece pautas, orientaciones y medidas específicamente diseñadas para lograr los objetivos. 




Una novedad muy interesante de este plan con respecto a años anteriores es que ha sido elaborado mediante un sistema participativo, a través de la consulta bilateral a los actores clave y la organización de una jornada que estableciera sinergias.